Paisaje, mar y mucho viento

Pocas palabras se me ocurren para describir el paisaje que he visto hoy. Coche en marcha y a los espectaculares acantilados de la Costa Atlántica de Irlanda: Cliffs de Moher.  Era un sitio que tenía realmente muchas ganas de conocer y a pesar del viento, a veces insoportable, no me ha defraudado.

Poco puedo decir de un ligar mágico, a excepción de que vayas bien preparados para andar en el barro, es decir, buenas botas, un buen abrigo que pare el viento y, en mi caso: bufanda, gorro y guantes también fueron necesarios  a pesar del cielo azul (adjunto foto para los que no se lo crean).

También tenemos cielo azul

También tenemos cielo azul

Para llegar a los Cliffs of Moher es necesario ir en coche o en una excursión, esta última es la forma más fácil de hacerlo, y en la que mejor vas a conocer los acantilados. Yo he decidido ir por mi cuenta en coche y puedes aparcar justo enfrente de la entrada en un aparcamiento privado. El precio de la entrada varía pero, como en este blog hablamos de aupairs os voy a dar los dos precios que pueden coincidir con nuestra situación: adulto 6€ y estudiante 4€. Hay que tener en cuenta que no pagas por coche, sino por personas que van en él.

Vamos a hacer un repaso a las fotos:

«En recuerdo a aquellos que han perdido la vida en los acantilados de Moher». Esta placa, por muy tétrica que parezca no lo es, y menos viendo a dónde se asoma la gente por conseguir la mejor foto. En la segunda foto hay un ejemplo, aunque no muy extremo.

Recuerdo a las pérdidas en Cliffs of Moher

Recuerdo a las pérdidas en Cliffs of Moher

Turistas sin vértigo en Cliffs of Moher

Turistas sin vértigo en Cliffs of Moher

Lo diré las veces que haga falta, los ESPECTACULARES Cliffs of Moher desde dos puntos de vista distintos.

Cliffs of Moher

Cliffs of Moher

 

Hace unos días os hablaba de los cuervos y de este país. Por fin he conseguido la foto, aunque no muy buena, pero sí se ve que no temen ya a los humanos

Cuervo en Cliffs of Moher

Cuervo en Cliffs of Moher

Poco más que decir, solo que si os acercáis a Irlanda no podéis negaros a pasear por estos acantilados con la cámara en la mano y bien preparados para disfrutar de un buen paseo.

CONSEJO: esta visita se tiene que hacer en día despejado, sino no se ven los acantilados. 

RCA

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s